domingo, 9 de septiembre de 2012

Travesía Swim Barcelona


Buena madrugada para desayunar e ir hasta Playa Nova Icaria. Tocaba travesía muy similar a lo que tendré que hacer en la Challenge, aguas del Mediterráneo y 3,8 km. Un día espectacular y la mar como un plato, todo perfecto a priori. En la salida soy el único con gorro rosita jeje, se han equivocado y me han metido el de la travesía de 6 km, pero bueno, no me obligan a nadar esa distancia…


Salida tranquila, probando el ritmo que llevaré en Calella, y centrándome todo lo que puedo en la técnica y en alargar las brazadas. Voy disfrutando y llego al ecuador de la prueba para agarrarme unos segundos a la zodiac del avituallamiento. Un plátano, agua, y a seguir braceando. Y en el km 2,5 el susto del día, una medusa gigantesca!... del tamaño de una garrafa de 50 litros, y aunque al principio pienso que es una bolsa, pronto la tengo encima y la veo con nitidez hundida apenas medio metro, lo suficiente para que no la hayan divisado las lanchas, motos, kayaks y demás. Grito y silbo a los que vienen detrás, que se paran para mirarla atónitos. Pesa demasiado como para subirla a una de las zodiacs, y deciden quedarse con ella hasta que pasen todos los nadadores. A partir de ahí ya no nado tranquilo, e inconscientemente llevo la mirada al frente por si aparece otra. No me llego a poner nervioso porque el agua está muy limpia y se ve todo muy bien. Después de 1 hora y 25 minutos salgo del agua en Parque Forum, bastante bien de fuerzas y pensando que aún tengo 20 días para mejorar un poco más en el agua hasta la Challenge.


Al descargar los datos del Garmin, veo que mi trayectoria ha sido bastante buena sin apenas desviarme del trazado previsto, no como en algún tri donde he hecho metros de más. Travesía preciosa viendo la costa Barcelonesa, con la torre Agbar siempre a la vista.


No hay comentarios:

Publicar un comentario